NEGOCIACIONES CHINA-ESTADOS UNIDOS… ¿EN QUÉ PUNTO NOS ENCONTRAMOS?

Estos días los mercados están revolucionados, y es que, después de muchos meses de espera, finalmente ha llegado el momento que tanto estábamos esperando: Estados Unidos se reúne con China para tratar de poner fin a la guerra comercial a través de un acuerdo que acerque posiciones entre las dos partes. Sin embargo, mientras que los últimos días podíamos llegar a pensar que su fin estaba muy cerca, ha vuelto a intensificarse recientemente. Fue el pasado miércoles, 8 de mayo, cuando Donald Trump anunció que China había roto el acuerdo a lo largo de las conversaciones que estaban estableciendo con la finalidad de poner fin a la guerra comercial. Posteriormente, fue Pekín quien anunció que respondería con las “contramedidas necesarias en el caso de que Estados Unidos volviese a imponer nuevos aranceles sobre productos chinos”.

Disputas principales entre EEUU y China

Sin embargo, y a pesar de estos problemas de última hora, ambos países siguen enfrascados en conversaciones para intentar poner fin a esta disputa que lleva alargándose durante mucho tiempo. No obstante, si se dificultan dichas negociaciones, la incertidumbre volvería a aumentar, algo que perjudicaría en sobremanera a la economía mundial.

Estos son los puntos principales de dicha disputa:

- Por una parte, Estados Unidos acusa a China de llevar a cabo prácticas comerciales desleales, acusando también de robar la propiedad intelectual de muchos de los productos estadounidenses, así como el realizar cambios en sus políticas económicas que favorecen especialmente a las empresas estatales chinas. Para solucionar esto, Estados Unidos quiere que China compre más productos procedentes de su país.

- Con respecto a los aranceles, Donald Trump los impuso a productos por valor de $250.000 millones el año pasado, a lo cual respondió el gobierno chino con tarifas a productos estadounidenses por valor de $110.000 millones. En este preciso instante, el presidente americano ha declarado que el planeado nuevo aumento se mantiene ya que las negociaciones con Pekín no están avanzando tan rápido como deberían.

- China acusa a Estados Unidos de ser el culpable de haber comenzado la mayor guerra comercial de la historia.

- Como no podía ser de otra manera, una guerra comercial entre las dos mayores potencias mundiales ha generado una importante incertidumbre en los mercados financieros, los cuales se han visto sacudidos por fuertes movimientos de volatilidad. Además, ha tenido fuertes repercusiones en la economía del resto del mundo.

 

Por un lado, el Fondo Monetario Internacional ha afirmado que la tensión comercial ha sido la desencadenante de la tan conocida desaceleración económica que está sacudiendo tan fuertemente en muchos países alrededor del mundo. Sin embargo, los enfrentamientos comerciales con China no son los únicos, y es que Estados Unidos también ha impuesto aranceles a productos de México, la Unión Europea y Canadá, tratando de incentivar así para que se consuman más productos procedentes de Estados Unidos. Ante esta acción, muchos países han reaccionado a su vez imponiendo aranceles como contrapartida.

¿Está cerca el fin de la guerra comercial?

Aunque la escalada de tensiones resulta preocupante, es muy probable que finalmente lleguemos a una tregua. Aunque la paz definitiva parece muy difícil de alcanzar, está en juego el liderazgo económico de las dos grandes potencias mundiales, y ninguna de las dos está dispuesta a ceder. Aunque de momento Pekín no para de expandirse ante el desgaste del país americano, Trump no parece estar dispuesto a ceder y renunciar a la grandeza nacional. Por otro lado, esta guerra comercial se está dando en un momento en que el ciclo expansivo de Estados Unidos comienza a agotarse. Mientras se calcula que la recesión podría dar comienzo para finales del año que viene, un congelamiento de la economía podría resultar fatal para Trump, quien además siente la preocupación sobre las posibilidades de salir reelegido en las elecciones del próximo 2020. No obstante, el presidente considera que el endurecimiento comercial con China es positivo para la economía en Estados Unidos.

Mientras que Pekín y Washington estuvieron a punto de alcanzar un acuerdo, China ha decidido echar marcha atrás en algunos compromisos que había aceptado previamente. Trump considera que, en las últimas conversaciones, China se ha sentido derrotada y que podrían esperar a las próximas elecciones de 2020 para ver si tienen suerte y obtienen una victoria demócrata. No obstante, está muy seguro de su victoria, y asegura que el acuerdo será mucho más difícil de alcanzar en el caso de tener que ser negociado en su segundo mandato, por lo que los anima a negociar ahora.

¿Qué solución propone Donald Trump para evitar la subida de aranceles? Producir sus bienes y productos en Estados Unidos, y los aranceles a China podrían ser retirados finalmente dependiendo del avance de las futuras negociaciones.

Momento para el diálogo

Por otro lado, Estados Unidos está más decidido a disuadir que a actuar. Por suerte, la era de la superioridad militar incontestable de Estados Unidos se ha acabado. Estamos en una era en que los países se ven como unidades aisladas y autónomas cuyo mayor objetivo consiste en aumentar su poder a costa de otros, y las alianzas suponen únicamente un papel secundario. Estas nuevas estrategias conllevan cambios sustanciales: por un lado, las probabilidades de un conflicto a mayor escala aumentan.

 

Mientras esperamos a nuevos avances en las negociaciones comercial y estamos actualizados en todo momento ante las reacciones de los mercados financieros, por el momento Donald Trump se empeña en afirmar que las conversaciones con China avanzan de una manera agradable y que no hay necesidad de apresurarse. Mientras observamos cómo la guerra comercial es la cuestión principal que pone en peligro el crecimiento de la economía global, los activos más seguros como la deuda pública americana, el oro, el yen y el franco suizo se han convertido en los lugares principales de refugio del dinero. Por su parte, las empresas más perjudicadas han sido las del sector acerero, automovilístico e industrial.

Finalmente, las empresas más beneficiadas y en las que los inversores se han decidido a invertir han sido Naturgy, Enagás, Red Eléctrica o Iberdrola, las cuales han cerrado en verde esta semana pasada.

 

La información proporcionada aquí ha sido producida por terceros y no refleja la opinión de AxiTrader. AxiTrader ha reproducido la información sin alteración o verificación y no garantiza que este material sea exacto, actual o completo y no se debe confiar como tal. La información no debe interpretarse como una recomendación, consejo de compra o venta, o una solicitud de oferta de compra o venta de cualquier producto financiero, o para participar en alguna estrategia de trading en particular. Los lectores deben buscar su propio consejo. La reproducción o redistribución de esta información no está permitida.